Melanie Waidler | CABALLOS PINTADOS: GEORGE STUBBS
881
single,single-post,postid-881,single-format-aside,ajax_fade,page_not_loaded,,side_area_uncovered_from_content,qode-theme-ver-7.6.2,wpb-js-composer js-comp-ver-4.6.2,vc_responsive
 

CABALLOS PINTADOS: GEORGE STUBBS

11 Feb CABALLOS PINTADOS: GEORGE STUBBS

Gimcrack with John Pratt up on Newmarket Heath.Date painted: c.1765 Oil on canvas, 100 x 124 cm Collection: The Fitzwilliam Museum

Horse Frightened by a Lion by George Stubbs Date painted: 1770 Oil on canvas, 100.1 x 126.1 cm Collection: National Museums Liverpool

Continuamos con nuestra serie de Caballos pintados, esta vez nos toca hablar de George Stubbs (1724-1806).Pintor y aguafuertista inglés, muy conocido por sus cuadros de escenas de caza y de animales, caballos y perros. Nació en Liverpool en 1724 ,y con quince años comenzó a trabajar de aprendiz con Hamlet Winstanley, un amigo de Arthur Devis, en cuyo taller sólo estuvo unas pocas semanas.

Su aprendizaje artístico fue autodidacto.  Obsesionado con la anatomía, estudió esta especialidad en el hospital de York, e impartió clases privadas a estudiantes de anatomía.

Después de volver a Liverpool hacía 1756, Stubbs comenzó a estudiar y realizar dibujos de caballos diseccionados, cuyo resultado fue, en 1766, su Anatomía del Caballo. Después de terminar sus disecciones y sus dibujos, se trasladó a Londres con la intención de buscar un grabador que reprodujera sus dibujos; no lo encontró, por lo que él mismo realizó las planchas. Este libro determinó su carrera como pintor de caballos.
Durante los años 60 Stubbs adquirió una inmensa reputación como pintor. Realizó obras de diversos tamaños, incluso algunos de gran formato, con temas en los que se alterna la caza con los retratos a caballo y de animales salvajes, retratos de los más famosos cazadores y caballos de carreras, con sus dueños, jinetes o mozos de cuadra, y escenas de interior. Pintó también sencillos grupos de caballos, como Yeguas y potros en un paisaje, conservada en la Tate Gallery, de Londres.Mares and Foals in a River Landscape c.1763-8 by George Stubbs 1724-1806

Faetón con sus caballos blancos (Óleo sobre lienzo, 1785O Colección de Paul Mellon (Estados Unidos).

Sus pinturas se caracterizan por ser composiciones elegantes, de atmósfera en calma, en las que los caballos se representan como el motivo principal del cuadro, observados y representados por el artista con simpatía. Otras obras muy conocidas de esta época son El león atacando un caballo, conservada en el Centro Yale para el arte británico, y Caballo asustado por un león, de la que existen innumerables versiones. Con una clientela muy distinguida, a partir de 1762 expuso sus obras en la Sociedad de Artista, de la que fue presidente en 1772.

Gimcrack on Newmarket Heath, with a Trainer, a Stable-Lad, and a Jockey pintado en 1765 óleo sobre lienzo, 101.6 x 193.6 cm. vendido por 22.441.250 libras (24.797.581 euros)

Gimcrack on Newmarket Heath, with a Trainer, a Stable-Lad, and a Jockey’ de George Stubbs (1724-1806) fue vendida por 24,8 millones de euros en la subasta de Christie’s en Londres, el 5 de julio de 2011, estableciendo un record de cotización para el artista.

En 1780 fue elegido miembro de la Real Academia, aunque no fue votado como académico de número hasta 1781. Su elección nunca fue ratificada porque jamás presentó el cuadro obligatorio para que esto ocurriera; este hecho se explica por el descontento que le produjeron las críticas recibidas en 1781 por su exposición de pinturas de esmalte. Durante los años 70 la reputación de Stubbs se vio alterada debido, por una parte, a su encasillamiento como pintor de animales y, por otra, por su concentración en experimentos con colores sobre esmalte, proceso que le llevó a una fructífera asociación con Josiah Wedgwood, que le enseñó la técnica de tablillas de cerámica con las que realizaron obras de gran formato.

En los años 80 Stubbs volvió a la moda de las escenas de la vida rural, donde introdujo una nueva técnica basada en el mezzotint, pero sus obras resultaron demasiado refinadas para el ambiente popular que reflejaban. En 1790 la Turf Review le encargó una serie de retratos de caballos de carreras famosos, que fueron grabados por su hijo; se expusieron en 1794, pero no se vendió ni uno solo de los grabados.
A lo largo de los años 90 Stubbs realizó encargos para el príncipe de Gales, pero durante esta década parece que tuvo grandes dificultades financieras.
Murió en Londres, casi olvidado, el 10 de julio de 1806.

Resulta curioso como se repite esto del olvido de grandes artistas, para luego , despues de muerto , darles el valor y la importancia que se merecen realmente.

Mares and Foals in a River Landscape c.1763-8 by George Stubbs 1724-1806 Su retrato del caballo de carreras Whistlejacket es hoy el cuadro más popular entre las obras inglesas de la National Gallery de Londres.

Whistlejacket

La  National Gallery, al exponer en al año 2005 , 35 pinturas y 32 trabajos en papel de George Stubbs  ha dicho que: “Reivindicamos la figura de Stubbs como el más original y experto pintor de caballos en la Europa del siglo XVIII. Le diferencia de otros artistas su profundo conocimiento de la anatomía equina y se distingue por sus composiciones, en ocasiones, libres de cualquier figura humana o paisaje”, señala Susan Foister, comisaria en Londres de esta exposición organizada con los museos estadounidenses Kimbell Art, de Fort Worth, y Walters Art, de Washington.

Stubbs llegó a extremos inusuales para estudiar la anatomía del caballo. Durante 18 meses se dedicó a diseccionar el cuerpo de este noble animal, concentrándose en el esqueleto, músculos y conductos sanguíneos. Documentó cada paso de la operación en el manual The anatomy of the horse, muchos de cuyos dibujos se exhiben en la exposición. El libro le sirvió de salvoconducto para cosechar los principales encargos de la aristocracia y nobleza que querían dejar constancia gráfica de su poderío y costumbres rurales.

En opinión de Foister, Stubbs “es el pintor inglés por antonomasia y sorprende que no se le haya reconocido tanto como se merece. Se le veía como un experto pintor de caballos y artista deportivo, rangos considerados inferiores hasta el siglo pasado, pero demostró una gran variedad en sus composiciones y un estilo muy original. Abarcó en su pintura todos los aspectos de la sociedad británica desde una perspectiva idealizada”.

Stubbs cedió más protagonismo al caballo de carreras, los sementales, yeguas y potros que a sus propietarios. Incluye a la nobleza y sus sirvientes en muchas composiciones, pero destaca principalmente por sus escenas equinas sobre fondos neutros y libres de toda decoración. Bajo su mirada, el caballo revive entablando conversaciones silenciosas con otros animales o con los mozos de establo. Como admite la comisaria de la pinacoteca londinense, se debe reconocer a Stubbs como el “primer retratista del caballo” en la historia del arte”

Podéis visitar toda la obra de este gran artista ecuestre en este enlace de  Goggle Art (Cultural Institute) recordándoles que Google cuenta con esta magnífica herramienta para los amantes del arte.

Fuentes:

MCN Biografías

BBC UK

El País

Hambletonian. George Stubbs

No Comments

Post A Comment